jueves, 8 de enero de 2009

Calatañazor

"Los cristianos, que nunca pudieron vencerlo mientras vivía, inventaron para él una derrota póstuma, la nunca sucedida batalla de Calatañazor, nombre que aun perduraba, novecientos cincuenta años después de su muerte, en nuestras enciclopedias infantiles. Pero Muhammad ibn Abi Amir al-Mansur billah murió sin conocer la mediad abismal de su propio fracaso."

Muñoz Molina, Antonio. Córdoba de los Omeyas


Ver mapa más grande

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Si añades enlaces, tu mensaje será borrado automáticamente. No me escribas en lenguas foráneas ni quieras venderme nada, que tengo huerto